Se durmió en el sillón de Rivadavia

244 visitas

Defensores se dio cuenta que no puede descuidarse y más ante un rival de la tamaña jerarquía de Rivadavia de Lincoln. El Loro se traía un empate valioso en el encuentro de ida de los Octavos de Final de la Región Pampeana Norte del Torneo Regional Amateur pero una desinteligencia defensiva cuando se jugaba tiempo de descuento le costó la derrota. El 2-1 no exhibe grandes diferencias pero si que está en desventaja y en la revancha deberá ganar para seguir en carrera.

Agradecimientos – Fotos Gentileza
Luciano Martínez – Golazo Deportivo y Marcos Leguizamón – Universo Rojo

Lo que sucedió anoche en el Estadio El Coliseo del Club Rivadavia de Lincoln va a seguir repitiéndose mientras el fútbol siga siendo fútbol. A los 48’ del complemento, Defensores dejó pasar la gran posibilidad de venirse a Salto, al menos, con un empate. Hizo sobrados méritos, sobre todo, en la segunda mitad pero una desatención cuando el partido moría, lo dejó momentáneamente en desventaja hasta que en la revancha, se decida la suerte de ambos.

A veces la diosa fortuna juega de tu lado (recordemos, la victoria agónica del Loro sobre 9 de Julio de Chacabuco en su estadio). Por otra parte, en este caso en lo que fue derrota con Rivadavia, hay que convivir con el sabor amargo de un revés que ni siquiera te permite aspirar a la reacción en el mismo desenlace. Fue un tiempo para cada uno y el empate, hubiese decretado justicia.

Arrancó movido el desarrollo con el dueño de casa buscando imponer condiciones. A los 4’, Véliz presionó bien arriba forzando al error en la última línea de Defensores, combinó con López y el centro preciso encontró como receptor a Perujo (ex Sports) que, pisando el área menor, con remate esquinado superó a Gizzi: Uno a cero. Todo Defensores sintió el impacto y en el primer cuarto de hora, hasta le costó cruzar la zona media. Tamburelli probó suerte con un remate de media distancia pero Gizzi contuvo sin inconvenientes.

1-0: Perujo ya convirtió el primer tanto de Rivadavia y empieza el festejo. Narbiloni y Torres, miran al asistente y Tamburelli extiende sus brazos lleno de felicidad.

Paulatinamente, Defensores se fue acomodando en sus tres líneas y empezaron a compartir la tenencia del balón. En la primera intención buscando el arco de enfrente, dispuso de una chance inmejorable para llegar a la igualdad. Tras el tiro libre de Bravo que encontró un oportuno rechazo, Favergiotti lo capitalizó y desde afuera del área grande, le dio a la redonda con precisión, provocando una excelente intervención del uno Vijande, enviando la pelota al tiro de esquina.

El pergaminense Fernández dejó el terreno de juego lesionado y quien saltó a la cancha fue Testa, quien resultó determinante en el encuentro. A la salida de un lateral, la de cueros quedó boyando en el área y el goleador remató de primera encontrando bien ubicado al arquero. La respuesta del Rojo no se hizo esperar; López tuvo en sus pies el segundo pero no definió cómodo tras un buen centro de Barboza.

En el complemento, Rivadavia arrancó con el mismo furor de la primera parte y dispuso de una chance muy propicia para convertir. Assandri superó a su marcador por la banda derecha, mandó el centro y Perujo no alcanzó a soplar el centro en la boca del arco con Gizzi ya vencido. Fue como una inyección anímica para el Loro que vio con buenos ojos seguir apostando por el empate. A los 12’ tras un horror defensivo, Castagno habilitó con un pase magistral a Testa que corrió en soledad y pisando el área grande, sacó un violento remate que infló la red, decretando el uno a uno parcial. Gran definición del ídolo y referente.

1-1: El eterno goleador del Loro, Feliciano Testa, empató la historia en el segundo tiempo.

Tras el empate, arrancó otro partido. Rivadavia se vio dominado por el desconcierto. Perdió claridad con la pelota, erró muchos pases en la gestación y solamente se sostuvo en el despliegue de Castaño, para equilibrar la zona media. Por su parte, Defensores fue creciendo al ritmo del Turco Castagno. Además, De Martino entró bien el desarrollo y Torres e Illoa, fueron importantes en materia ofensiva. Tras una buena maniobra entre ambos, llegó el centro atrás que Testa no pudo capitalizar con un remate débil. Posteriormente fue Illoa quien recibió un envío por elevación y mano a mano con el arquero, se apuró y remató desviado.

El técnico Lencina, apostó por la velocidad de Naya en el último cuarto de hora. De una buena contra pudo llegar la victoria. El delantero habilitó a Testa pero el nueve perdió con su marcador y surgió un despeje salvador. No conformes con el empate, los dos equipos fueron enumerando ocasiones para provocar el desnivel, pero en los últimos instantes y jugado por jugado, el once dueño de casa no bajó los brazos, y tuvo su premio seguido de desahogo. Gizzi, con todo su cuerpo, evito que Lúquez pudiese convertir. Sin embargo, a los 48’ se produjo el quiebre en el score.  López ejecutó el tiro libre buscando el segundo palo, Uvilla se alejó de todos para ganar de cabeza y bajar la redonda al medio del área y de sobrepique, con un remate implacable, Barboza desató toda la locura haciendo explotar a gran parte del estadio.

Pese a la gran amargura, la llave está abierta. Defensores le jugó de igual a igual a un rival con sobrada experiencia en torneos federales y hasta pudo, quedarse con la victoria. Hay por delante una nueva historia y será el próximo domingo en el Estadio Carlos Testa. Da toda la sensación, que si Defensores sostiene su vigente racha en condición de local, puede darse el gran lujo de ilusionarse con los Cuartos de Final.  

Rivadavia (Lincoln) 2
Fernando Vijande
Emanuel Assandri – Pablo Moreyra – Cristian Lúquez – Lucas Macías
Eric Véliz – Esteban Castaño – José Tamburelli – Alejandro López
Emiliano Perujo – Emmanuel Barboza
DT: Fabio Schiavi.

Defensores 1
Pablo Gizzi
Franco Favergiotti – Emiliano Belfiore – Guillermo Narbiloni – Rodrigo Torres
Damián Castagno – Alan González – Nicolás Iocco
Nahuel Bravo – Sebastián Illoa
Joaquín Fernández
DT: Marcos Lencina.

Goles
4’ PT Emiliano Perujo (Rivadavia).
12’ ST Feliciano Testa (Defensores).
48’ ST  Emanuel Barboza (Rivadavia).

Cambios en Rivadavia (Lincoln)
Gonzalo García x José Tamburelli.
Ayrton Starna x Emiliano Perujo.
Tomás Uvilla x Eric Véliz.

Cambios en Defensores
Feliciano Testa x Joaquín Fernández.
Agustín Naya x Nahuel Bravo.
Alejo De Martino x Nicolás Iocco.

Suplentes en Rivadavia (Lincoln): Bruno Bellón, Martín Ochoa, Gabriel Medina y Facundo Blanco.
Suplentes en Defensores: Ricardo Pellenc, Emanuel Ortíz, Gastón Ceccoli y Nicolás Scarpitto.

Árbitro: Alejo Cid.
Asistentes: Raúl Banuera y Rafael Rosselli.