Loro, a la cabeza

350 visitas

Defensores se estrenó como nuevo líder de la Zona A con un contundente triunfo frente su acérrimo rival por 2-0. Desde el juego, los dirigidos por Lencina impusieron condiciones en todo momento y no solo alejaron siempre el peligro del arco propio, sino que la diferencia en el marcador quedó corta. El juego aéreo resultó la llave para la victoria que fue largamente festejada una vez finalizado el Superclásico.

Se cerraba la Fecha 3 con el partido más esperado. Compañía, hasta el momento con puntaje ideal y Defensores, el dueño de casa, con el claro objetivo de frenar la marcha de su oponente que además, tenía el plus de ser el de toda la vida. Condimentos sobraban y en el rectángulo de juego, la historia se tiñó de verde y amarillo desde el pitazo inicial del colegiado Amiconi. Defensores fue dueño de la pelota, la movió y cuidó a gusto y cuando combinó precisión con velocidad, la mandó a guardar.

Apenas diez minutos duró el marcador en cero porque tras un corner ejecutado por Torres, Castagno en el borde del área menor le ganó la posición a Casais y metió un cabezazo esquinado que sorprendió a Acevedo. Excelente concreción del Turco que adelantó prácticamente en un abrir y cerrar de ojos a Defensores. Más allá de estar en ventaja, el correr de los minutos le dio al Loro la inteligencia para manejar el balón sin correr peligro.

1-0: El corner de Torres tuvo la precisión necesaria y Castagno se encargó de meter un cabezazo inatajable.

El partido por un rato se cayó y buscando reaccionar después de un tiempo considerable siendo partenere, el Verde pudo llegar al empate en el minuto 29 cuando Peratta llegó hasta el fondo por la izquierda y metió el centro rasante que, ni Colombini ni nadie alcanzó a empujar, al contrario, todos observaron como la redonda cruzó toda el área menor del arco defendido por Gizzi.

En el último cuarto de hora, Defensores mereció ampliar la diferencia, pero no tuvo puntería. Se jugaban 31’ cuando Lavie pasó al ataque y metió un centro preciso hacia atrás que encontró a González en una posición ideal para el remate seco que Acevedo controló rápido en dos tiempos cuando acechaba Miserda. Más tarde, Fernández corrió en soledad al igual que Acevedo lejos de su arco, la carrera la ganó el delantero pergaminense pero tras eludir al uno, definió algo mordido y desperdició la chance de convertir con el arco vacío.

Existiría una oportunidad más para el dueño de casa. Con tiempo cumplido, Cabello captó un pase al medio y se filtró en el área mayor hasta dejar desairado a Conte y cuando todo indicaba que definiría de zurda, buscó la habilitación para Miserda que se trastabilló, pero igual pudo definir pero Acevedo le negó la conquista. Llegó el descanso y el marcador, además de estar abierto, reflejaba muy poco lo que había ocurrido en los primeros cuarenta y cinco minutos.

Defensores aceleró a fondo en el complemento y a los 4’ festejó el 2-0 después de un centro de Miserda desde la izquierda que Fernández cabeceó esquinado de pique al suelo. Bonito gol para darle más justicia al trámite del partido que, a su vez, mostraba que el complemento empezaba a estar de más cuando aún restaba jugarse, prácticamente, su totalidad. Al Lagarto no se le cayó una idea, se vio superado en todas sus líneas y lejos estuvo de preverse una recuperación.

2-0: Fernández cambió el destino de la pelota con un cabezazo lejos de Acevedo y aumentó la diferencia para el Loro.

Superada la media hora de la segunda mitad, Castagno se juntó con ‘Tiny’ Naya, que ya estaba en cancha, y la definición del chacabuquense buscó una vaselina al segundo palo que bajó de golpe y por muy poco no se convirtió en un golazo. En un momento determinado, Santana movió el banco, pero ni siquiera el ingreso de Sotelo atinó a cambiar las cosas para Compañía, ya que el mediocampista creativo protagonizó una tontera con un puñado de minutos en cancha y dejó a su equipo con uno menos.

Dos cabezazos certeros, dos conquistas bien festejadas y una victoria muy esperada. Defensores tuvo ese domingo que se sueña mientras se almuerza. Victoria inobjetable ante el clásico rival y primer lugar en soledad. Presente alentador. La Segunda Fase del Torneo Local da oportunidades, pero al mismo tiempo debilita o eleva la moral de los protagonistas en la recta final de la temporada. Por lo pronto, el Loro, a la cabeza.

Defensores 2
Pablo Gizzi

Patricio Lavie – Cristian Luquez – Guillermo Narbiloni – Rodrigo Torres
Damián Castagno – Franco Favergiotti – Alan González
Agustín Cabello
Joaquín Fernández – Franco Miserda
DT: Marcos Lencina.

Compañía 0
Gonzalo Acevedo

Nicolás Mateos – Gonzalo Conte – Leandro Candia – Leandro Peratta
Sergio Casais – Leonardo Arrieta – Nicolás Páez
Nicolás Colombini – Martín Salinas – Carlos Monacci
DT: Alejandro Santana.

Goles: 10’ PT Damián Castagno (Defensores) y 4’ ST Joaquín Fernández (Defensores).

Cambios en Defensores
18’ ST Sebastián Illoa x Agustín Cabello.

30’ ST Agustín Naya x Franco Miserda.
39’ ST Kevin Gedda x Joaquín Fernández.

Cambios en Compañía
24’ ST Leandro Giménez x Nicolás Mateos.

24’ ST Bruno Ochoa x Carlos Monacci.
39’ ST Alejandro Santana x Martín Salinas.

Suplentes en Defensores: Ricardo Pellenc y Manuel Capaldi.
Suplentes en Compañía: José Luis Ripoll y Juan Palifermo.

Expulsado: 38’ ST Bruno Sotelo (Compañía).

Juez: Bruno Amiconi.
Asistentes: Neri De Los Santos y Gonzalo Roldán.