Extraordinario festejo Rojinegro

393 visitas
EDR

Reafirmando el compromiso de la sociedad con las instituciones pese a la difícil situación que atraviesa el país, el último sábado pasado el Club Sports Salto festejó sus 93 años de vida social institucional y deportiva con una noche sencillamente excelente, en la que se hicieron presente más de 450 personas.

El Salón de la Sede Social se vio ampliamente renovado (fue pintado, calefaccionado y se colocaron flamantes aires acondicionados). Para la ocasión se congregaron más de 450 personas. Socios, hinchas y adherentes de la entidad vivieron una muy emotiva velada.

Con la conducción del periodista y productor Luciano Chagalj, un profesional nacido en nuestro medio y el ya reconocido servicio de fiestas de Daniel Gibelli, los comensales pudieron disfrutar un muy rico menú.


Entre algunas de las sorpresas que se vivieron en la velada, se hizo efectiva la comunicación telefónica con hijos nacidos en la casa Comadreja. Desde sus concentraciones, hablaron y mandaron sus saludos  Nereo Champagne, arquero de Olimpo de Bahía Blanca y los jugadores de Boca Marcelo Meli y Andrés Chávez.

Se entregaron los respectivos diplomas a los socios vitalicios. Fueron reconocidos por su trayectoria en el club el ex jugador Alberto Coco Montero (1958-1971) y el ex dirigente Juan Carlos Telagorri.

En el escenario mayor, el presidente del club, Cesar Di Mantova agradeció a sus compañeros de Comisión Directiva por acompañar este proyecto que ya lleva más de un año y medio de gestión. Remarcó todas los objetivos alcanzados, tanto en el club como en el complejo deportivo y lo mostró a los allí presentes en un video donde se pudieron observar cómo trabajan todas las disciplinas y las obras realizadas.


También dejó en claro el trabajo de los jóvenes dentro del club, algo que estaba perdido en la institución, agradeció a las firmas comerciales que colaboran y la presencia de quienes respondieron a la cita.

Como show artístico estuvieron los Mariachis Rey, el cómico Carlitos de la ciudad de Bs As y el cierre estelar de la comparsa Marí Marí, donde deleitaron con sus bailes y su murga e hicieron subir a bailar a los presentes arriba del  escenario.