Borrón y cuenta nueva

13 visitas

El agónico gol de Agustín Naya sirvió para dibujar una tibia sonrisa en el Loro, que cerró la temporada del Federal B en la tercera colocación de la Zona B correspondiente a la Región Pampeana Norte, pero lamentablemente, el objetivo de clasificar a una nueva instancia, no se cumplió y por eso las caras largas fueron evidentes. La derrota sufrida por Atlético Baradero, le significó el descenso al Federal C.

“La sensación es muy amarga”, expresó Mario Finarolli post partido y significó todo un título para resumir lo que ha sido el año futbolístico de Defensores. Es que el equipo del Barrio Central fue finalista del Torneo Local y se ilusionó en los últimos partidos con ser uno de los dos clasificados en la Zona B de la Región Pampeana Norte del Torneo Federal B. Como se dice habitualmente: Se quedó sin el pan y sin la torta.

Ahora, llegará el momento de trazar un análisis y con mucho tiempo por delante, hacer catarsis con los errores cometidos y dar vuelta la página. Sí está muy claro que la sensación de fracaso quedó como marcada a fuego. Un plantel, que estuvo muy cerca de cumplir con el gran objetivo en las dos competencias que disputó y sin embargo, sólo conoció  la frustración.

No era un partido más el de la última fecha para el Loro. Se daba dentro de un marco muy especial por todo lo que se jugaba su rival. Tras la derrota frente a Juventud de Pergamino, que le puso freno de mano a la ambición de clasificar, el encuentro de ayer tenía el objetivo de cumplir con el fixture y al menos, despedirse con un triunfo. Los nervios, la ansiedad y por momentos la desesperación de los jugadores del Negro, jugaron un partido aparte. Atlético Baradero, puso en juego en noventa y tantos minutos, nada más y nada menos que quedarse en la divisional.

Defensores impuso la tenencia del balón y asumió el protagonismo desde el inicio. Naya, López y Pombo, se encontraron para desplegar el buen fútbol que viene siendo habitual. Aparecieron los espacios y precisamente Pombo, fue quien dispuso de dos chances propicias para quebrar el cero, pero no encontró la eficacia necesaria en la zona caliente.

En el fútbol, generalmente las consecuencias se pagan caro. Atlético había conocido la derrota en sus últimos cuatro compromisos y llegó al Carlos Testa, buscando una salvación que se fue desvaneciendo. El conjunto que orienta técnicamente Fortunato, solo tuvo como finalidad aferrarse al empate y esperar por el resto de los resultados en los partidos donde también se ponía en disputa la permanencia. En fin, hubo muy poco para rescatar en la primera mitad producto de que Defensores siempre quiso, pero falló en la puntada final. Se utilizó el remate de media distancia para sorprender como variante pero sin que los arqueros corrieran riesgos.

En el segundo tiempo, ambos elencos presentaron la misma actitud, pero ya las piernas con el paso de los minutos no respondieron de la misma manera. Rodrigo Naya, probó fortuna con un tiro libre que se perdió apenas desviado y tras una linda maniobra colectiva, el cabezazo de Tisera se perdió muy cerca del palo derecho.

Los minutos fueron pasando y las pulsaciones a mil. Para Atlético Baradero no llegaban buenas noticias de los partidos restantes que le dieron forma a la última fecha. Para colmo de males y en la única situación propicia que se presentó en todo el desarrollo, Michel Gómez le ganó a su marcador, ingresó al área grande y definió con un remate cruzado pero Ullua, agigantó su figura, adivinó su intención y evitó la segura caída de su arco. El destino pareció estar escrito de antemano.

El secreto de la victoria para Defensores, estaba en el banco de suplentes. Agustín Naya saltó a la cancha, recibió el balón afuera del rectángulo mayor y a los 44’, despachó un remate cruzado a media altura, imposible para el arquero Luis Gómez. Gran alegría para el delantero que luego de mucho tiempo, se reencontró con el gol. En la vereda de enfrente, la otra cara de la moneda. Profunda desilusión anticipando el peor final. El pitazo final del árbitro Súarez, de correcto desempeño, generó una alegría para los dirigidos por Finarolli e invadió de tristeza al once visitante, con el descenso consumado.

Con la derrota en Salto, se confirmó el descenso de Atlético Baradero al Federal C.

Defensores 1
Lucas Ullua
Leonardo Arrieta – Franco Favergiotti – Ignacio Talavera – Guillermo Narbiloni
Rodrigo Naya – Carlos Daglio – Nicolás Scarpitto – Nahuel Pombo
Matías López
Franco Tisera
DT: Mario Finarolli.

Atlético Baradero (Baradero) 0
Luis Gómez
Eduardo Sposito – Walter Del Río – Leonel Camacho – Lucas Pulimeni
Leandro Romero – Rodrigo Carreras – Hernán Schallibaum – Gonzalo Martín
Marcos Martínez – Michel Gómez
DT: Gustavo Fortunato.

Gol
45’ ST Agustín Naya (Defensores).

Cambios en Defensores
Franco Miserda x Nahuel Pombo.
Agustín Naya x Nicolás Scarpitto.
Fausto Soldevila x Matías López.

Cambios en Atlético Baradero (Baradero)
Mariano De Vincenzo x Hernán Schallibaum.
Sergio Ortigoza x Marcos Martínez.

Suplentes en Defensores: Pablo Gizzi, Franco Escobar, Matías Roldán y Manuel Bordagaray.
Suplentes en Atlético Baradero (Baradero): Sebastián Brisueño, Juan Cruz Melgar, Sebastián Gómez, Oreste Bracco y Facundo Molina.

Juez: Leonel Suárez.
Asistentes: Ricardo Romero y Luis Flores.

Comentarios

comentarios