Tiene motivos para ilusionarse

1 visitas

Sports se adueñó del primer capítulo de la gran Final del Torneo Local “Héctor Di Marco” y como aconteció en la definición por la Liguilla, volvió a imponerse en su cancha y arrancó esta definición, torciendo la pulseada sobre Defensores. La ventaja es mínima y el 2-1 no asegura nada, pero el Rojinegro lo ganó bien, aunque seguramente se habrá lamentado por el penal marrado por Ciraco, que lo privó de una superioridad algo más holgada pensando en la revancha.

Si hay algo que surge como particularidad en el enfrentamiento entre Comadrejas y Loros, en lo que va de esta temporada, es la marcada paridad y en la cálida noche de miércoles, la receta volvió a repetirse. Hasta el momento, sumando este compromiso, se enfrentaron entre Torneo Local y Federal B, en siete oportunidades. Se registraron tres empates y dos victorias de cada uno.

Llegó el momento cumbre. Se acabaron las palabras y la verdad se empezó a escribir en la cancha. Arrancó movido el desarrollo, con un tiro libre de Rodrigo Naya que encontró un despeje salvador de la defensa. La contra del Coma como respuesta, encontró a Lucas Chávez aprovechando un error defensivo y mano a mano con Gizzi, su remate por elevación se estrelló en el palo derecho.

El partido se fue armando y a los 11’ llegó la apertura del marcador. El tiro de esquina ejecutado con precisión por el menor de los Naya, la pelota cayó en el centro del área menor y ante un mar de dudas, Narbiloni sacó ventajas para anticiparse y tocar al fondo del arco. Defensores pegó primero y parecía comenzar a tener el control de juego, con Naya gravitando por su sector. Tras el centro de Torres, Testa metió un cabezazo que Mancilla pudo contener sin mayores inconvenientes.

Fueron pasando los minutos y Sports se acomodó mejor en el reducto, presionando en la zona media y ganando en las pelotas divididas. Promediando esa primera mitad precisamente a los 26’, partió el pelotazo buscando a Araya que aguantó bien la marca, combinó con Joel Chávez y fue a buscar la exquisita habilitación del 10, definiendo con un remate cruzado ante el achique de Gizzi, para empatar el partido.

El último cuarto de hora, encontró a los dos equipos sin perder la mirada en el arco de enfrente. Testa fue a buscar una habilitación a las espaldas de los defensores, pero su remate algo débil y anunciado, fue bien resuelto por el arquero colombiano. En la vereda de enfrente, Garay se deprendió de la zona media, buscó a Ciraco, el delantero aguantó el balón y cedió para Fernández que obligó a Gizzi a responder a medias surgiendo un despeje salvador, ante la picante presencia de Araya.

El segundo tiempo fue otra historia. Apenas 1’ y el Rojinegro encontró el segundo gol que sería definitivo. Ciraco  recibió la pelota de espaldas y metió un pase entre líneas para Araya, que con todo el manual del goleador, definió con un remate fuerte imposible para Gizzi. Desconcentraciones en el Loro que vienen siendo una constante, se volvieron a pagar muy caro.

Casi inmediatamente, con el rival sacudido por estar impensadamente en desventaja, el delantero juninense capturó un rebote y su remate se perdió apenas por encima del travesaño. No hay mucho que pueda agregarse. Los goleadores son así, pasan desapercibidos o como anoche, en el caso de Araya, se convierten en la gran figura.

Sports supo y asumió que era el momento de ampliar el resultado y encendió la luz de alarma en su oponente, que nunca encontró los argumentos necesarios para meterse de nuevo en el desarrollo. Defensores fue en los últimos cuarenta y cinco minutos un conjunto irresoluto, carente de variantes y superado por sus propios temores. Encima y en lo que parece ser el gran tema a solucionar, se ha convertido en un equipo “lagunero” que pierde el control de las acciones, permite que los rivales consigan hacerle daño y después, no halla respuestas para remediarlo.

Quizás la gran debilidad de Sports, fue no haber estado fino en la zona caliente y el score final lo dejó pese a la victoria, con un sabor amargo. Bien parado en defensa, ejerciendo mucha presión en la zona media y con Joel Chávez buscando ser el nexo ideal con Ciraco y Araya, el conjunto de Nasta fue acumulando méritos para ampliar la ventaja parcial. Tuvo la gran posibilidad con la pena máxima. A los 23’ Ciraco fue a buscar un pase por elevación y Gizzi, dentro del área mayor, se lo llevó puesto. Desde los doce pasos, el mismo Ciraco se encargó de la ejecución pero a diferencia de lo ocurrido en el partido de ida de la final de la Liguilla, cambió de postura, se decidió por un remate cruzado, débil y bastante anunciado y Gizzi, adivinó perfectamente sus intenciones. Esta circunstancia, que se dio en este primer partido, adquiere un valor preponderante de cara a la revancha.

El derechazo cruzado de Ciraco ya fue atajado por Pablo Gizzi, evitando el 3-1 de Sports.

Apelando solamente al amor propio, Defensores dispuso de una chance inmejorable para llegar a la igualdad. El centro atrás, encontró a Daglio de frente al arco, pero su remate pudo ser neutralizado por Mancilla. Con la pelota parada, el Comadreja también buscó como poder llegar a la red y en la última acción de riesgo que arrojó el trámite, Joel Chávez a la salida de un tiro libre habilitó a Garay pero el volante central, no tuvo la eficacia necesaria.

Final para un nuevo clásico que dejó sensaciones muy distintas. Sports que afrontó el compromiso como lo que fue, una final, e ilusionado con la gran posibilidad de volver a  dar una vuelta tras una prolongada sequía de títulos locales. Defensores que se fue del Esteban Chiari con la cabeza perdida, envuelto en un panorama incierto y desolador pero sabiendo que la desventaja es mínima y siendo optimista de poder darlo vuelta.

El próximo miércoles continuará esta historia en el Estadio Carlos Testa, con el Loro teniendo que revertir un 2-1 en contra, al menos por la mínima diferencia, para estirar la definición a tiros desde el punto penal, ya que una igualdad o en el mejor de los casos, una nueva victoria del Rojinegro, consagrará Campeón a la entidad de calle San Pablo. En fin, tenemos por delante un partido de una expectativa singular, con una gran carga emotiva y en el que todo está por dilucidarse.

Sports 2
Luis Mancilla
Santiago Aliata – Luciano Maza – Luciano Basualdo – Joel Bernal
Lucas Chávez – Agustín Garay – David Fernández
Joel Chávez
Luciano Ciraco – Luciano Araya
DT: Gabriel Nasta.

Defensores 1
Pablo Gizzi
Franco Favergiotti – Maximiliano López – Guillermo Narbiloni – Rodrigo Torres
Gastón Ceccoli – Carlos Daglio – Leonardo Arrieta – Rodrigo Naya
Claudio Alessandro – Feliciano Testa
DT: Mario Finarolli.

Goles
11’ PT – Guillermo Narbiloni (Defensores).

26’ PT – Luciano Araya (Sports).
1’ ST – Luciano Araya (Sports).

Cambios en Sports
Brian Simaldone x David Fernández.

Cambios en Defensores
Franco Scacheri x Claudio Alessandro.
Nicolás Scarpitto x Leonardo Arrieta.

Suplentes en Sports: Federico Verge, Nicolás Pajón, Blas Domínguez y Bruno Ochoa.
Suplentes en Defensores: Lucas Ullua, Matías Roldán y Agustín Naya.

Incidencias: 23’ ST – Pablo Gizzi (Defensores) le detuvo un penal a Luciano Ciraco (Sports).

Juez: Sergio Méndez.
Asistentes: Gustavo Aguirre y Lucas Machado.

Comentarios

comentarios